lunes, 10 de marzo de 2014

La estación de Príncipe Pío...


Era 2007, disparaba en modo P y mi objetivo era el mítico “pisapapeles” 28-55 mm...


Lo que iba a ser una concurrida quedada, acabó siendo una íntima incursión junto a Abandonalia a quién había conocido poco antes en el matadero de Villaviciosa...


Al ver que pasaba el tiempo y nadie más venía, él preguntó qué debíamos hacer y yo no lo dudé un momento...con lo que me jode madrugar y la falta de sueño que tenía en el cuerpo, valía la pena por lo menos intentarlo...además, contábamos con la ventaja de ser dos y poder pasar más desapercibidos...y así lo hicimos, como quien camina con paso firme sabiendo hacia dónde se dirige, entramos por la puerta grande de uno de los abandonos más impresionantes en los que he tenido la suerte de estar...por la historia, por las sensaciones, por los contrastes, por la antigüedad, por la cantidad de veces que había pasado por su puerta y me había preguntado qué habría dentro…


Y dentro estaba el pasado esperándonos...porque según cruzas la puerta de éste maravilloso lugar, el tiempo se detiene y un extraño silencio te invade…extraño porque aunque lucha contra el bullicio de la parte nueva del intercambiador, el silencio se hace más fuerte y se escucha más nítidamente…
Este contraste fue quizá el que más me impresionó, yo de pie en el majestuoso hall de entrada de la antigua estación, en el pasado, observando por una de sus ventanas el ajetreado  presente...y he de deciros que visualmente el presente es una mierda!!!

Una de sus torres, guardaba otro de los rincones que más me sorprendieron...el archivo, con sus carpetas, su alfombra de papeles que cubrían el suelo y las escaleras...Desde entonces, cada vez que paso por allí en coche y miro a esa torre, me siento afortunada por saber exáctamente lo que hay dentro…

En verdad, me siento afortunada por haber podido visitar un edificio histórico declarado Bien de Interés Cultural, que hoy en día está cerrado a cal y canto y que tras el fallido intento de convertirlo en teatro y haber sido alquilado para empresas de eventos, está a la espera de que alguien cure sus heridas y le lave la cara...crucemos los dedos porque ese alguien no tarde en aparecer y tengamos que lamentarnos de perder otro trocito de la historia de nuestro Madrid...
Aquí podéis ver parte de las fotos en mayor calidad...

Reeditado: Recién publicado este post, ví en televisión el nuevo anuncio de Canal+ para la cuarta temporada de "Juego de Tronos"...adivinad dónde está grabado... ;)

10 comentarios:

  1. Muchas gracias!!! Me alegro que te guste...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. como puedo llegar hay plis quiero explorar no destruir

      Eliminar
    2. Querido Anónimo, si de vez en cuando os molestárais en leer los posts enteros, en vez de a pedir ubicaciones (y mira que yo escribo poco) llegaríais a encontrar la información que buscáis, en éste caso "está cerrado a cal y canto"...

      Eliminar
  2. Hola Amaia.
    Lindas Fotos y desde luego tuviste muchísima suerte.
    Yo paso todos los días en coche para ir al trabajo y siempre pienso lo que daría por entrar.

    Seguro que hay mil abandonos mejores es cuanto a ser mas pictóricos y mas desconocidos pero este para mi es uno de los mas deseados. Quiza por eso de verlo inalcanzable a diario.
    Es curioso que cuelgues estas fotos 7 años después.
    Un beso
    MAS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Llámame vaga o caótica, pero no sabes el archivo que tengo pendiente de subir!!! ;)
      Por eso, por pensar que era inalcanzable y alcanzarlo, quizá sea uno de los que recuerdo con más cariño...
      Un besote, compañero!!!

      Eliminar
  3. Conozco a mas de uno que mataría por poder encontrar el lugar abierto como lo encontrasteis vosotros y aunque no sea un lugar tan increíble como para satisfacer todas las expectativas lo has dicho muy bien: "pensar que era inalcanzable y alcanzarlo" :) A ver si te animas y vas sacando a la luz todo ese archivo.

    ResponderEliminar
  4. No deseo quedarme a la zaga de aquellos trenes que marchando enfilaban hacia el norte, el noroeste y la parte extrema de la tierra de la lluvia; donde sus andenes ya soplaban vientos de humedad y aires verdes que al son de sus bocinas neumáticas la viejas Alco resoplaban poco a poco unas cuestas que nos conducirían al Cabo del Fin del Mundo…¿Qué mundo? Y yo sin enterarme, siendo un rapaz ligero y flaco que sonriente despedía desde la guillotina de la ventanilla el sabor castizo de las palabras y me dejaba ir hacia la séptima zona, hacia lo enxebre… Lo propio, lo tuyo, lo de aquí, lo nuestro…lo de todos que queriendo decirlo sólo puedo expresar que en aquel bullicioso vestíbulo, al que tú llamas hall sin ser Odisea, se nos cernía la noche pasado Robledo de Chavela. ¡Qué chavala! ¿O era de ocho en vela? Y Hall soñó que un día despertaría de su letargo engalanando el espacio muerto que hoy te ocupa y nos deja ese sabor amargo de cuanto idiota lo tiene pudriendo el aire enrarecido de su interior abierto mientras putrefactas las palabras en sus libros y archivos evocan el triste recuerdo de la muerte cataléptica. ¿Despertará algún día sin afectar a su verdadera factura, esa hechura que de grande y espaciosa siempre me recordó a aquellas de la isla de Mangatan? Sí, ya sé que no se pronuncia así, pero si hacemos caso de aquellos paisanos de mis antepasados que cuando llegaban en estos ferros vellos y descendiendo por entre la gente enfilaban hacia los estancos, pues antes estaba bien visto ser fumeta y aunque yo no fume, diciendo aquello de:
    - Buenos días, quería una caga de tabaco y una caguetilla de cerillas…
    La estanquera, normalmente mujer matrona de hipertrofias mamarias y de materno cariñosa sonrisa y figura, decía:
    - Ay!, paisano, cuánto me alegro…Qué tal por la aldea…Ay, paisano!!!
    Éste, atónito, solía responder sin entender muy bien cómo era posible haber sido reconocido:
    - Deixe, deixe, xa non quero nin caga, nin caguetilla
    Así fue transcurriendo el tiempo y al tiempo el bar de la esquina se fue hundiendo y míseramente su dueño con él, en la inopia de una jubilación segura. Aquel que siempre estaba lleno y que, nada más cruzar el semáforo, respirábamos tranquilos para descender y tomar desayuno con porras, ellas; nosotros café sólo largo y bollos de leche…Luego, ambos, un pitillo. O dos, o varios. Qué pollas…nos fumábamos las cajetillas en el tren donde corrían las invitaciones de bocadillos de tortilla o de chorizo Revilla y hasta que no estábamos en Medina del Campo, cuando cambiaban de máquina para remontar Galiza, nos nos acostábamos en nuestras literas que más de una vez amaron los brazos de buenas mozas mancebas, algunas casaderas, otras maduras o viudas de tan buen ver que en llegando a las puertas de Vigo o del Atlántico, y no teniendo sitio, ni albergue, éstas tan elegantes nos cedían ufanas una de sus camas para toda la temporada............

    ResponderEliminar
  5. El amor viajaba sobre raíles e iba viento en popa a sus rieles desde aquella Montaña del Tío Pío, del príncipe que Goya pintó por su quinta la muerte de defensores que haciendo caso omiso de sus esposas, suegras y amigas se pusieron a escalar paredes y emprenderla a golpes con aquellos que desgraciadamente fueron nuestros enemigos. Hoy, ojalá esto nunca lo veamos más, ni nuestras descendientes. Ojalá, ojalá.
    Son cosas del pasado, pretéritas, son las que me sugieren leerte, ver tus fotos y todas esas otras cuando todas las mañanas piso sus desvencijadas aceras de plátanos ennegrecidos por el hollín de los autobuses Prisei, cada mañana y veo que si algún día se hace alguien cargo de ella…Ojalá mantengan su factura vieja, renovada.
    PD: Qué bien quedaría para alguna dependencia de alguna consejería, concejalía. O mejor, para un buen museo ferroviario y biblioteca de estos temas donde fuera lugar de reunión, esparcimiento, lectura y visualizaciones del tiempo vivido por todos, propios y extraños, que deambulando por sus vestíbulos fueran contando que hoy, aunque ya no fumamos, seguimos llevando un puro en la boca de los cubanos de Vuelta Abajo
    Salud, Libertad y Monte. :)´

    ResponderEliminar
  6. Hola acabo de descubrir este blog y me he enamorado perdidamente, soy fotógrafa y me gustaría entrar aquí antes de que lo conviertan en teatro (o eso he leído) quisiera saber si aún se puede entrar, graaaacias

    ResponderEliminar